6 pasos para afrontar un diseño web con éxito

Ya tenemos claro el modelo de página web o blog que deseamos. Como vimos en el artículo anterior podemos apostar por una plantilla en HTML o un CMS, como mejores opciones.  Una vez aclarado este punto, hay que tener presente otras cuestiones esenciales. Para comenzar vamos a analizar los aspectos que tendremos que tener en cuenta a la hora de hacer un diseño web.

Las posibilidades del diseño web son enormes si utilizamos un CMS, y casi ilimitadas en caso de optar por un diseño en HTML5. Para establecer el diseño más adecuado, debemos pensar en algunos aspectos que pueden ser interesantes.

1. La página principal:

Es importante decidir la distribución de la web. Antes de crear una web, ya sea en HTML o con un CMS tienes que pensar en tus necesidades. Debes pensar cuántas secciones va a tener tu web y si habrá o no subsecciones. Piensa que, como se dirá más adelante, lo ideal es no tener más de 3 niveles de profundidad para no complicar demasiado la navegación al visitante. Repasa también el nombre de las secciones y cómo ordenarás todo el contenido para que éste sea expuesto de forma clara y que no dé lugar a equivocación. Asimismo, otro aspecto importante es determinar dónde aparecerá nuestro menú de navegación. ¿En una sección en la parte superior?, ¿a la derecha de la página?  O, quizá quieras ponerlo en una sección creada en la parte izquierda del diseño web. Una vez tengas decidido este punto, deberás meditar el resto del contenido de la web. Hay que determinar las secciones que tendrá y los artículos que pueden ir en cada una de esas secciones. A continuación os dejo algunos modelos pero, como antes os decía, las posibilidades son muy amplias.

2. Las demás páginas:

Una vez has completado el diseño de la página principal, piensa en el resto de las páginas. ¿Responderán al mismo sistema o habrá secciones que se eliminarán o añadirán? La web tiene que responder a un diseño común, pero debemos adecuar cada sección al tipo de contenido que hemos de poner. Dependiendo de la finalidad de tu web, el diseño deberá ser de una forma u otra. Por ejemplo, no es lo mismo hacer una web de una empresa de servicios, que busca contactar con potenciales clientes, que hacer una web donde vendas productos al cliente de forma directa. Como ves, hay que meditar muy bien la forma y distribución de cada una de las páginas.

3. Los Colores:

En primer lugar, tendremos que decidir qué colores vamos a utilizar. No podemos hacer una web sin haber estudiado qué color es el más indicado. Para elegir los colores habrá que tener en cuenta, además del efecto que cada uno tiene en el lector, otros aspectos como la imagen de nuestra marca, los valores o ideas que deseamos transmitir o la idoneidad o no de esos colores (los colores muy chillones suelen cansar la visa y a la larga resultan molestos).

4. Fuente de la letra:

Es muy importante elegir bien los colores, pero más importante es, si cabe, elegir una fuente de letra que se pueda leer con claridad. Existen letras muy bonitas, algunas simulan la caligrafía a mano, pero, ¿de qué sirven si no se pueden leer con claridad? Está bien que pienses en la estética, en la imagen, pero a veces hay que ponerse en la piel del visitante, y potencial cliente. Una vez más, te recuerdo que debes facilitar lo máximo posible la vida a tus potenciales clientes. Las fuentes clásicas y aceptadas por los navegadores son la Times, Helvética, Arial, entre otras. Si deseas incorporar una letra que no esté soportada por todos los navegadores, tienes que saber que es posible incorporarla siempre y cuando a la hora de hacer la página incluyas entre los archivos una carpeta dedicada a fuentes. Quizá en un futuro abordemos este interesante tema. Por el momento, debéis saber que es posible incorporar más fuentes de las clásicas, pero que para ello debéis tener unos conocimientos mínimos en HTML y CSS.

5. Imágenes:

La imagen de tu web es importante. Debes lograr que sea atractiva para el visitante, tanto en lo estético como a la hora de navegar por ella. Las imágenes ayudan a crear un ambiente idóneo en una web y son esenciales para que a simple vista el visitante interprete el mensaje que intentas lanzarle (sector empresarial, productos o servicios que vendes, filosofía de la empresa, etc.) Debes elegir muy bien todas las imágenes, desde las que servirán como iconos hasta las fotos que conformarán tu carrusel de fotos (si es que pones uno). Por último, un consejo, procura que las imágenes no tengan derechos de autor (te ahorrarás muchos dolores de cabeza). Si no tienes fotografías, en Internet encontrarás muchos sitios web que venden paquetes de fotos profesionales por sectores productivos. Aunque cueste un poco de dinero, a veces es una buena inversión.

6. El logotipo:

Aunque lo he dejado para el final, el logotipo es realmente una de las piezas fundamentales sobre la cual vamos a articular nuestra web. Antes de iniciar la web, yo recomiendo tener un logotipo. ¿Por qué? En primer lugar, porque dependiendo de cómo sea el logotipo, éste nos puede servir para realizar la web. Sus colores, el valor que se trate de imprimir con esa imagen, pueden ayudarnos a tomar decisiones sobre la página web. Los colores del logo suelen ser los colores corporativos, y eso ayuda a elegir los colores de la página. Asimismo, también puede ser importante para elegir un diseño más o menos atrevido. Si, por ejemplo, si somos un estudio de arquitectura y queremos dar una imagen moderna, sencilla y clara, nuestro logotipo será sencillo, directo y minimalista. Esa misma filosofía deberemos plasmar en la web, donde la claridad y la sencillez primarán sobre otros aspectos quizá más atractivos visualmente pero que no responden a la filosofía de la empresa.

Éstos son algunos de los puntos a tener presentes antes de lanzarnos a diseñar una página web o un blog. Cada uno de esos pasos debe ser estudiado minuciosamente antes de hacer un diseño, de lo contrario, corremos el peligro de que estemos constantemente cambiando cosas del diseño y complicando este trabajo. Por lo tanto, te aconsejo que cojas bolígrafo, papel y comiences a apuntar todos los detalles que se te ocurran en torno al diseño web. Una vez tengas todo claro, solo entonces podrás afrontar un diseño web con garantías.

6 pasos para afrontar un diseño web con éxito por admin, a excepción del contenido de terceros y de que se indique lo contrario, se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivatives 4.0 International Licencia.

You may also like...

3 Responses

  1. 13/06/2013

    […] elementos que pueden hacer más accesible una web, o viceversa, complicar su visita. Cuando se crea y diseña una web de empresa, una tienda online o un blog corporativo es necesario dejar aparcados los gustos […]

  2. 01/09/2013

    […] El diseño web es un elemento esencial a la hora de iniciar una página o un blog.  […]

  3. 08/05/2014

    […] una página web o un blog tiene que transmitir una imagen profesional que genere confianza. El diseño es importante, sobre todo si éste ha sido pensado para ofrecer una experiencia amigable al […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title="" rel=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>